Hay algo en común que todas las mujeres detestamos: el frizz. No sólo porque te da una apariencia terrible, sino porque el pelo es prácticamente imposible de manejar y luce opaco, maltratado y sin vida. Sin embargo, muchas de nosotras no estamos conscientes de esos pequeños errores que cometemos a diario para tener una cabellera esponjosa; por eso hicimos una breve lista que te podrá ayudar a evitarlo.

#1 Lavar con mucha o poca frecuencia el pelo

Si eres de las que te lavas la melena todos los días ya no lo hagas, al hacerlo remueves todos los aceites naturales que el cuero cabelludo produce y necesita, lo que provoca que tu pelo sea más susceptible al frizz. Por otra parte, lavarlo con poca frecuencia hace que se acumule grasa en exceso y esto atrae más humedad.

#2 No esperar a que se seque por completo

Antes de salir asegúrate de que tu pelo no esté mojado ni húmedo, el polvo y la suciedad se pegan con mayor facilidad. Traerlo seco ayuda a que esté más manejable.

#3 Tocarlo con las manos

Evita lo más que puedas pasar tus manos por las hebras, sólo lo ensuciarás y quemarás al mismo tiempo. Recuerda que la fricción provoca estática.

#4 Usar productos con alcohol

Siempre comprueba que lo que compres no contenga alcohol, su uso seca el pelo y aumenta el frizz. Son mejores los que están hechos a base de silicona, le darán más brillo y suavidad.

#5 Enjuagarlo con agua caliente

En vez de esto, trata de enjuagarlo con agua fría, esto disminuirá lo “esponjoso”, el volumen y le dará más brillo.

6# Usar la funda de almohada equivocada

Si eres propensa al frizz, el algodón y otros materiales como el poliéster harán que se agrave el problema. Mejor duerme sobre una funda de satín o seda, tu cabello se mantendrá suave y sedoso durante toda la noche.

7# Alizarlo a diario

Hacer esto en exceso, incluso si usas productos para protegerlo del calor, causará sequedad y ¡voilá! el frizz aparecerá.

STOP JEANS, SIEMPRE JOVEN 

Fuente: Imujer.com

Comente aquí 0

Top