Entradas de ‘Cocina’

  1. Sí, bailamos, reímos y comimos hasta el cansancio, porque esos son los placeres que nos concede diciembre y sus fiestas en familia, en las que lo único que sobra es comida. Por eso, uno de los propósitos más comunes de año nuevo es el de retomar los buenos hábitos alimenticios y volver a nuestro peso ideal, para ayudarte a lograrlo, hablamos con la nutricionista y dietista Marcela Restrepo Palerm, y estas son sus recomendaciones para empezar el año de forma saludable:

    10

    • Come entre 5 y 6 comidas al día en un intervalo de 3 horas. Organiza una minuta de cada una de las comidas del día, si es posible organiza de una vez la de toda la semana y lleva un diario de alimentos en donde escribas lo que comes, así cumplirás más fácil tu meta o sabrás dónde está el error. Además, comiendo de manera fraccionada tendrás el hambre bajo control.

    11

    • Evita los alimentos fritos, apanados y dulces. Tampoco añadas azúcar a los alimentos y, por esta época, elimina de tu despensa los alimentos que para nada ayudan a bajar de peso como dulces y snacks de paquetes, entre más difícil sea conseguirlos en el momento del antojo más difícil será comerte el pecado. ¡La meta clara!

    13

    • Evita el consumo de carbohidratos como pan, papa, pasta, cereales y harinas por la noche, ya que en la noche la sensibilidad a la insulina es menor y el metabolismo está más lento. Intente que los carbohidratos que comas durante el día sean integrales ya que contienen un alto contenido de fibra que impide en parte la absorción de grasa, colesterol y limpia el intestino.

    14

    • Toma mucha agua, de 2 a 3 litros/día. Un cuerpo deshidratado no quema grasa de forma eficiente. El agua acelera el metabolismo, elimina toxinas y controla el apetito y la ansiedad, mantén un termo y contabiliza cuanto te tomas al día.

    15

    • Organiza una rutina de ejercicio. Después de un calentamiento de 10 minutos realiza ejercicio anaeróbico como trabajo con pesas o trabajo con el peso del cuerpo, luego de esto realiza inmediatamente ejercicio aeróbico como correr o trotar de manera que te cueste respirar fácilmente por al menos 45 minutos; debes hacerlo mínimo 5 veces a la semana.
    • 16
    • Tomado de http://www.fucsia.co/
    Comentarios 0

  2. 8ALÑIMENTOSQ-NODEBES-CONSUMIR-EN-LA-NOCHE

    La cena es una comida tan fundamental como las demás. De lo que consumimos en la noche depende nuestra energía para el día siguiente, tanto como nuestro peso y buen funcionamiento digestivo.

    Son muchos los errores que cometemos en la cena. Casi todos por exceso o por omisión, pues no sabemos cómo mantener un equilibrio. La velocidad de las funciones metabólicas se reduce en las horas de la noche, por eso el metabolismo se hace más lento. De ahí la necesidad de ayudarlo con alimentos que no impliquen un complejo proceso de digestión.

    Un cena desequilibrada es la causa de mala digestión, exceso de calorías que se almacenan en depósitos de grasa, insomnio, pesadez y estreñimiento. Además, podemos comenzar el día siguiente con dolor de cabeza o falta de energía, aunque hayamos dormido mucho.

    La experta nos recomienda qué tipo de alimentos no deben incluirse en la dieta nocturna:

    1. Carbohidratos:están llenos de calorías. Por eso, son esenciales en el desayuno, pues nos proporcionan energía para el día, pero en la noche solo se acumularán en nuestro abdomen, caderas y muslos. Especialmente los carbohidratos vacíos, es decir, que solo aportan calorías como galletas, panes y pastas.
    2. Carnes rojas:su proceso de digestión es muy lento y eso quiere decir que nuestro organismo lo estará digiriendo gran parte de la noche.
    3. Grasas:son alimentos que producen muchas calorías y hacen la digestión más lenta. Tampoco se recomiendan los embutidos como salchichas, porque aumentan la grasa corporal.
    4. Alimentos que producen gases: aunque a veces pensamos que las verduras nos ayudarán a tener una cena liviana y a mantener nuestro peso, lo cierto es que muchos producen gases: habichuela, brocoli, coliflor, cebolla, pimenton, lechugas, acelgas. “Producen flatulencia e inflamación intestinal, no recomendables para personas con colon irritado”

      5. Frutas:es también un error creer que una cena con frutas es saludable y nos provee pocas calorías. Lo cierto es que si dejamos las tres porciones diarias para esta hora del día, estaremos prescindiendo de otros alimentos que son necesarios; además, estas tienen alto contenido de fructuosa que significa, azúcar.

    5. Lácteos:debido a quienes sufren alergia a la lactosa o esta les cae mal, tomar leche en las noches puede inflamar. Puede producir exceso de ácido en el estómago, debido al caseinato de calcio e inducir a reflujo estomacal. Este componente también está presente en salsas de la comida oriental que pueden producir migrañas.
    6. Estimulantes:las bebidas con cafeína provocan insomnio pues bloquean un receptor del efecto sedante: la adenosina.
    7. Picante:puede producir reflujo o acidez estomacal.

    Entonces, ¿qué comer?

    Alimentos bajos en calorías, como ciertos tipos de proteína: picar queso, huevo, jamón bajos en grasa y sal, pollo desmenuzado, pescados, frutos secos como nueces, maní, almendras, pistachos, semillas de girasol, ajonjolí u otro tipo de vegetales que no sean los antes nombrados, que producen flatulencias; una gelatina dietética si se está en dieta para bajar peso, 1 vaso de leche de almendras sin azúcar o de quinoa, recomienda la nutricionista Diana Patricia Bernal.

    Puedes incluir algunos carbohidratos integrales, para que tengas energía a la mañana siguiente.

    IMPORTANTE: no dejar de comer. El organismo necesita la energía que dan los alimentos para realizar sus funciones. Tampoco se debe comer muy poco, pues se corre el riesgo de querer ingerir algo más tarde. Pasar hambre en la noche influye para que en la mañana nos despertemos con dolor de cabeza o con poca energía.

     

    TOMADO DE : http://www.fucsia.co/

    Comentarios 0

  3. Una excelente opción para poder comer papas fritas en familia, sin culpa, con pocas calorías, es hacerlas al horno. ¡Inténtalo!

    Con solo cinco (5) pasos puedes tener unas papas con el mismo sabor que fritas, pero sin usar aceite, evitando que te hagan daño o aumenten tu colesterol.

    1) Pelar las papas y lavarlas muy bien.

    2) Cortar bastones o palitos de unos 2cm de grosor.

    3) Las pones en un recipiente con cubitos de hielo durante 15 minutos aproximadamente, luego las secas con papel de cocina.

    4) En una refractaria para horno pon aluminio en el fondo, poner las papas con sal o hiervas aromáticas o lo que más te guste, pueden rociar aceite para evitar que se peguen.  

    5) Llevar al horno precalentado a 180º durante 20-25 minutos, o hasta que veamos que tienen un color dorado.

    patatas_fritas_horno

    STOP JEANS, SIEMPRE JOVEN

    Fuente: http://ispop.com/

    Comentarios 0

  4. Todas las mujeres en algún momento estamos involucradas con los que haceres de la cocina; ya sea para cocinarle a la familia, a la pareja, a las amigas o simplemente para nosotras mismas, resultamos manipulando alimentos, por esto queremos darles algunos consejos que pueden aplicar en la cocina y les ayudarán a mantener los alimentos frescos.

    1.Refrigera los aguacates cortados a la mistad junto a cebollas cortadas, los aguacates son cremosos, deliciosos y nutritivos, pero no siempre los consumimos completamente, para mantener las mitades verdes y sin manchas desagradables, refrigéralos en un recipiente junto a una cebolla cortada a la mitad.

    2. ¿Cómo hacer que tus moras, frambuesas, fresas y arándanos duren más tiempo?Lava los frutos rojos en vinagre, ¡todo depende de la forma en que las laves!. Prueba lavarlas con vinagre para mantenerlas más frescas que nunca.

    3. Guarda los champiñones en bolsas de papel, en lugar de refrigerar los champiñones en el recipiente plástico en que vienen al comprarlos, guárdalos en una bolsa de papel para mantenerlos firmes y secos.

    4. Congela y conserva las hierbas frescas en aceite de oliva. Puede que estés acostumbrada a congelar las frutas y verduras para mantenerlas frescas, pero ¿sabías que congelar albahaca, cebollín y romero también funciona de maravilla? Pon las hierbas en una bandeja de cubitos de hielo llena de aceite de oliva o de mantequilla derretida antes de la congelación y podrás disfrutar con más frecuencia de deliciosas comidas.

    5. Envuelve el apio en papel aluminio, al cubrir en papel aluminio el apio sin lavar, se quedará crujiente y listo para usarlo en sopas, ensaladas o como aperitivo por un máximo de cinco semanas.

    6. Pela, corta y congela el gengibre, cada vez que compres raíz de jengibre, pélalo y córtalo en rodajas o en trozos y ponlas en el congelado, luego dile hola a las bebidas de jengibre caseras, podrás hacer té de jengibre y sopas de zanahoria con jengibre durante muchos meses más.

    7. Almacena las papas junto a una manzana, resulta que la manzana no solo te mantiene a ti con un buen estado de salud sino que también a tus papas. Guarda las papas junto a una manzana para mantenerlas frescas y listas para preparar.

    8. Congela los limones y las limas en cubos de hielo. ¿Quieres encontrar la manera de mantener frescos los limones y las limas para usarlos más adelante? Córtalos y congélalos en moldes para muffins para que puedas disfrutar de un refrescante vaso de agua todo el tiempo.

    STOP JEANS, SIEMPRE JOVEN

    Fuente: upsocl.com

    Comentarios 0

Top